Cada vez está todo más caro, pero aún podemos hacer algo para hacer nuestra compra más barata ¡Prueba estos trucos!

Ahora que sube la gasolina, la luz y todo en general, en el blog de hoy os traemos algunos trucos para que el carro de la compra sea más barato. Aunque os parezcan un poco raros, son muy útiles, y además de reducir el coste de vuestra compra también harán tus compras más sostenibles y responsables.

Planifica tus comidas de la semana

Planificar tus comidas también es planificar tus compras. Cuando sabes bien que es lo que tienes que preparar, es más fácil elaborar la lista de la compra e ir a tiro hecho, sin deambular por los pasillos y acabar con cosas que no necesitas. De este modo, también evitamos el despilfarro de comida y consumimos todo lo que compramos, evitando así tirar cosas a la basura.

Compra productos de cercanía y a granel

Los productos de cercanía suelen ser más baratos, ya que ahorran costes de transporte. Además, con estas compras apoyamos a los agricultores locales y a la economía del sector. A su vez, en grandes cadenas es habitual encontrar muchos productos frescos empaquetados que por ahorrarnos un poco de tiempo acabamos comprándolos, pero la realidad es que suelen ser más caros. Por eso es mejor siempre comprar a granel, como puedes hacer en cualquier Cash & Carry Díaz Cadenas, evitando comprar de más, sólo lo que necesitas, a mejor precio y evitando utilizar plásticos de un sólo uso. Ayudas a tu bolsillo y ayudas al medio ambiente.

No evites los caprichos, pero prevelos

Todos hemos ido a hacer la compra y nos hemos llevado algún caprichito, sobre todo si vas a hacer la compra con niños esto es algo casi imposible. Es por eso que la mejor estrategia es pensar que nos apetece, que se nos antoja. Ya sea algún dulce, unas patatas o un corte de carne que guardas para ocasiones especiales, decídelo antes de ir a hacer la compra, así no habrá más sorpresas e irás a tiro hecho.

Cuida como vas a hacer la compra

Tanto comprar con hambre como ir a comprar con niños, es una condena al fracaso. Siempre va a haber algo fuera de nuestra lista que nos va a apetecer y en la que vamos a acabar cayendo.

A veces lo barato sale caro

Aunque parezca un dicho anticuado, es una verdad como un templo. Las marcas blancas pueden ser a veces más baratas que cualquier otra, pero tarde o temprano, hay muchos motivos por los que hacer uso de marcas de calidad y confianza siempre nos sale a mejor precio. Ya sea en alimentación por la calidad y sabor, o en productos del hogar, nuestras marcas de siempre son una compra segura con la evitarás desperdicios de comida y el mejor cuidado de tu hogar y electrodomésticos.

¿Te han gustado los consejos? ¡Comparte en Facebook e Instagram y estate al día de todas nuestros blogs y promociones!